El ganador del en la Categoría B, Mejor Proyecto Innovación y Sustentabilidad, es el Portal Oasis de Chañaral, según informó la Cámara Chilena de la Construcción (CCHC) en su cuenta de Twitter.

La Categoría B, busca destacar aquellos proyectos que promuevan la integración social con el objeto de tener ciudades con lugares inclusivos, que entreguen condiciones básicas de calidad de vida a todos sus habitantes respetando sus particularidades y su libertad de elección (PNDU, 2014).

Así esta nueva versión del Premio Aporte Urbano relevó la calidad y aporte que realizan aquellos proyectos financiados en todo o parte con subsidios del Estado, tanto regulares como extraordinarios, así como aquellos que no contaren con dicho apoyo pero que contribuyen de todas maneras a la integración social.

El Premio Aporte Urbano es una concurso que releva, ante la opinión pública, así como sus pares, aquellas obras de iniciativa privada que destaquen en sus respectivas áreas por generar un aporte urbano desde los más distintos puntos de vista, la Cámara Chilena de la Construcción A.G., el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el Colegio de Arquitectos, la Asociación de Oficinas de Arquitectos A.G. y la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios, han decidido llevar adelante una nueva versión del Premio Aporte Urbano, destinado a reconocer y destacar aquellos proyectos ya construidos o en fase de construcción que constituyen un aporte urbano de calidad a las ciudades chilenas y la calidad de vida de sus habitantes.

El objetivo del concurso es reconocer, destacar e incentivar aquellos proyectos construidos o en fase de construcción, según exija la categoría específica, que constituyen un aporte de calidad a las ciudades chilenas. Para lo anterior, se proponen cuatro categorías, que consideran aspectos que se quiere destacar en la generación actual de desarrolladores y proyectistas como en las generaciones futuras.

La iniciativa, que se desarrolla entre MINVU, CORFO y el Centro UC de Innovación en Madera (CIM), tiene como objetivo impulsar proyectos orientados a mejorar la productividad, la innovación y el crecimiento. El proyecto refleja un cambio de paradigma que va de la “escala de vivienda” a “escala de barrio” transitando de “vivienda sustentable” a “barrio ecosustentable”.

En 2016, Portal Oasis de Chañaral ya había ganado como el mejor negocio sustentable que otorga el Diario Financiero.

El proyecto considera 260 viviendas construidas con subsidios de reconstrucción, producto de los aluviones del 24 y 25 de marzo de 2015, con diseño con criterios de eficiencia energética, sistema solar térmico para agua caliente sanitaria, paneles fotovoltaicos para generación de electricidad y planta de tratamiento de agua servida para el riego de huertos comunitarios y reciclaje.

Las viviendas son de 1 piso (51 m2) y 2 pisos (53 m2), con 3 dormitorios, 1 baño, living-comedor, cocina, logia, y un alto nivel de terminaciones.

Uno de los desafíos del proyecto fue trabajar con estándares adecuados a la calidad del producto madera, desarrollando un trabajo con toda la cadena productiva que le de valor agregado a las PYMES MADERERAS.

Son cinco los aserraderos de la zona sur que entregaron la materia prima para los proyectos de Chañaral y El Salado. Estos aserraderos  contaron con apoyo público-privado para otorgar lo que las edificaciones requieren, generando más competitividad, empleo y producción. Tuvieron apoyo de Corfo (a través de su Programa de Competitividad y Empleo) y de CMPC quien provee la madera.